sábado, 26 de abril de 2014

LA DIETA DE LA MIEL: PIERDE UNA TALLA DE LA MANERA MAS DULCE!!

La combinación única de azúcares naturales presente en la miel la convierte en un alimento casi perfecto para perder hasta tres libras por semana. Sin conteo de calorías, sin alimentos caros y sin morirse de hambre, la dieta de la miel provoca cambios metabólicos y no andarás por ahí clamando por un poquito de dulce. ¿Qué harías si alguien te dijera que podrías bajar una talla, simplemente por comer una cucharada de miel todas las noches antes de acostarse? Lo más probable es que te reirías al pensar que suena demasiado bueno para ser verdad. Pero hay quien jura que la miel es la base de una forma nueva y revolucionaria, para adelgazar. La dieta de la miel aprovecha los comprobados poderes de la miel para desencadenar cambios metabólicos que, entre otras cosas, garantizan que no vas a sucumbir a esos antojos de azúcar que se experimentan cuando se hacen las dietas comunes, que por lo general no incluyen dulces. Quemar grasa mientras duermes: La dieta de la miel es el programa diseñado por el nutricionista Mike McInnes, quien asegura que puedes perder fácilmente hasta 3 libras por semana. Mike McInnes dice que esta dieta es el resultado de una investigación de toda su vida como nutricionista, que lo llevó a descubrir que la combinación única de los azúcares naturales de la miel la convierten en un alimento casi perfecto para perder peso. En este plan se puede disfrutar de deliciosas comidas en familia, snacks y golosinas normalmente prohibidos en las dietas -incluyendo los budines, pan, magdalenas y galletas incluso -, siempre y cuando se hacen con la miel en lugar de azúcar. (Pues sí, la verdad es que suena demasiado bueno para ser verdad). McInnes parte de que la razón principal por la que engordamos es porque comemos demasiado azúcar y alimentos procesados. Se trata, entonces, de sustituir el azúcar por la miel durante todo el día, y tomar una cucharada grande de miel en una bebida caliente antes de ir a la cama. Con esto, mecanismos del cerebro que ponen en marcha los antojos de azúcar deben apagarse por completo. Y, según su teoría, si se elimina del todo el "cerebro hambre", que instiga los antojos de azúcar imposibles de resistir, habremos resuelto la mayor parte del problema. McInnes cree que la miel es la clave para romper ese círculo vicioso. Y dice que una bebida de miel en la noche es suficiente para revertir el proceso de los antojos y reducir el estrés nocturno, lo que permite dormir mejor, por lo que el cuerpo puede seguir adelante con el proceso esencial de la recuperación y la reparación, es decir, la quema de grasa. Eso sí, no debe tomarse más cuatro cucharadas de miel al día. NOTA: NO EXAGERAR CON LA CANTIDAD DE MIEL QUE SE CONSUME PUES SE PODRIAN ALTERAR LOS NIVELES DE AZUCAR EN LA SANGRE Y LOS NIVELES DE INSULINA SE DISPARARAN NEGANDO CUALQUIER RESULTADO POSITIVO EN TU CUERPO .

No hay comentarios:

Publicar un comentario